Publicación del informe Eurydice sobre la Evaluación de Centros en Europa

Las escuelas son los elementos básicos de los sistemas de educación y formación y, por tanto, actores clave de construcción de la política educativa. Por ello, la evaluación de las escuelas es una herramienta importante para mejorar su propia organización y funcionamiento, así como la calidad de la oferta educativa en general.

La mejora de la calidad de la educación y la formación es una preocupación constante en el debate político sobre educación tanto a nivel nacional como de la Unión Europea. Se trata de uno de los cuatro objetivos principales para los sistemas educativos dentro del Marco estratégico para la cooperación europea en materia de educación y la formación (ET 2020).

Con la intención de colaborar con este objetivo, el informe Garantía de la Calidad en la Educación: Políticas y Enfoques de la evaluación de centros en Europa publicado por Eurydice, hace un balance detallado de las estructuras y la organización de la evaluación escolar, tanto en educación primaria como secundaria obligatoria, en todos los Estados miembros de la UE, así como Islandia, Noruega, la Antigua República Yugoslava de Macedonia y Turquía.

Portada estudio garantía de calidad en la educaciónEl informe contiene tanto análisis comparativos como específicos de cada país sobre la evaluación de los centros educativos en el curso escolar 2013/14. De este modo, examina los dos tipos principales de evaluación de centros: la evaluación externa, realizada por evaluadores que no son miembros del personal de la escuela en cuestión, y la evaluación interna, realizada principalmente por miembros del centro. Compara también los diferentes enfoques que existen de ambos tipos de evaluación y el papel juegan en cada sistema educativo, a la vez que analiza los procedimientos concretos que se emplean, el tipo de calificaciones que utilizan los evaluadores y los usos que se hacen de los resultados de la evaluación.

El estudio revela que la evaluación de centros varía de unos países europeos a otros en lo referente a su alcance, enfoque y nivel de estandarización. En la mayoría de los casos, la evaluación externa valora aspectos como la calidad de la enseñanza, los resultados de los estudiantes o las tareas de gestión en función de un conjunto de normas que se utilizan para definir lo que se considera un “buen centro“. En la mayoría de los países es obligatorio llevar a cabo la evaluación interna de los centros, pero por lo general éstos cuentan con cierta autonomía respecto al alcance y el enfoque de dicha evaluación.

En alrededor de 20 sistemas educativos europeos, las evaluaciones externas e internas de los centros son  complementarias. En estos sistemas, los informes finales de las evaluaciones internas se utilizan para informar y guiar el proceso de evaluación externa.

Muchos países europeos solicitan la participación de los propios interesados (estudiantes, padres o miembros de la comunidad local) en ambos tipos de evaluación, aunque existe gran variedad en el modo, los motivos y el grado en que se les consulta o implica en estos procesos.

Nivel de participación de los implicados en la evaluación escolar externa

Implicación de los alumnos, padres y comunidad local en la evaluación externa de los centros, en educación obligatoria a tiempo completo en 2013/14

Así pues, de acuerdo con este nuevo informe de Eurydice sobre la garantía de la calidad en la educación, 31 sistemas educativos europeos llevan a cabo los dos tipos de evaluaciones de centros, interna y externa. La finalidad principal de las mismas es supervisar y mejorar la calidad de los procesos de enseñanza y aprendizaje en los propios centros educativos y, de este modo, contribuir a una mejor calidad de la educación y la formación en general.