Archivo de la categoría Docencia

La Identidad Digital. Responsabilidad Global

La información personal que se mueve en Internet no deja de crecer. Cada día, millones de personas utilizan servicios como redes sociales, foros, páginas de compra, etcétera, lo que deja un rastro de su actividad, gustos y preferencias, en definitiva de su comportamiento y forma de ser.
No cabe duda del gran valor de llevar a cabo una correcta gestión de la identidad digital, tanto para la propia persona como para las diferentes empresas y organizaciones con las que esta interactúa, porque, sin lugar a dudas, la persona tendrá que desenvolverse cada vez más en un mundo digital interconectado. 
Asumido lo dicho hasta ahora resulta imprescindible que desde el sistema educativo se reconozca que desde edades tempranas las personas se van a relacionar a través de Internet, y, por supuesto también lo hacen los profesores, las familias, los centros educativos y la administración. Por tanto, está claro que, desde ya, es necesario formar a profesores, como principal contacto con el alumno, y a los alumnos mismos en este importantísimo medio de relación, comunicación e información: deben conocer que su identidad digital, no es ya virtual (irreal), si no que es una de las formas en que la persona se proyecta ante el mundo que le rodea.
Pero, no sólo al sistema educativo corresponde hacer un mundo mejor, sino que en este tránsito han de integrar empresas e instituciones, en su RSC (Responsabilidad Social Corporativa) estos conceptos. Del artículo “El desarrollo de la Identidad Digital de los niños” publidado en ABC Tecnología se extrae la siguiente información:
Acompañar al niño desde el principio en su aventura digital es esencial. Hay que hablar con él abiertamente de las bondades de Internet y de los posibles riesgos, enseñarle cómo debe comportarse y también cómo debe protegerse. En definitiva, ayudarle desarrollar su personalidad en el entorno 2.0 y a construir su identidad digital. La mejor forma de conseguirlo es que nosotros, los mayores, seamos los primeros en aprender y nos familiaricemos con la red y con sus herramientas de privacidad.
La clave de todo es la educación, una responsabilidad que empieza en casa, que continúa en la escuela, pero que no se debe quedar ahí. Convertir la red en un lugar seguro requiere un esfuerzo coordinado que implique a padres, profesores, empresas, instituciones…. Entre todos, necesitamos fomentar una «cultura de la seguridad y la responsabilidad en Internet». Las personas deben cuidar su privacidad y las compañías deben ofrecer las herramientas adecuadas para que esa privacidad sea efectiva y para que los nuevos nativos digitales puedan construir su identidad digital sin riesgos, dentro de un entorno seguro.
Por eso, entre todos tenemos que trabajar para crear mejores herramientas de protección e invertir recursos en educación. El esfuerzo conjunto nos ayudará a conseguir que, desde pequeños, los niños aprendan a sacar el mejor partido a Internet y a protegerse en el mundo online de la misma forma que hacen en el mundo real.